Charata te queremos verde: “La Rosa Azul” Suma todas las manos plantar vida en la ciudad

A principios de mayo, la Intendente María Luisa Chomiak anunciaba que gracias a la propuesta que acercaran vecinos de la ciudad, junto a instituciones y comunidad, se ponía en marcha el proyecto más ‘verde’ de todos: plantar árboles a lo largo y ancho de la ciudad para que Charata sea una ciudad más sustentable.


Con la participación de profesionales, municipio y los brazos más importantes, el de los vecinos, la semana pasada el árbol 1000 se plantó en el barrio 4 de octubre. Pero como las iniciativas que se generan con múltiples y muchas manos, a veces actúan como disparadores que se transforman en beneficios inesperados para quienes ven la vida desde otra perspectiva.

Así es como desde el Centro Terapéutico “La Rosa Azul”, a la par de su aniversario, se suma a pleno a esta iniciativa del arbolado, donde con sumo cuidado y mucho amor, los chicos cuidan las plantas, acompañados del grupo del Vivero y Hábitat de municipio y profesionales que intervienen en el proyecto, atienden las zonas próximas al centro, las especies que se fueron plantando en este último tiempo. También es preciso destacar que este cuidado de plantas y árboles forma parte de la orientación que reciben con fines educativos y también los ayudan a desarrollar las capacidades que cada chico especial posee.

Siguiendo atentamente las indicaciones de cómo cuidar las plantas, ellos mismos se preocupan por recorrer las casas de los vecinos y colaborar activamente con los cuidados. Liliana Leiva, responsable del centro, explicó que desde el inicio de “La Rosa Azul” se planteó el cuidado de flores y plantas con fines terapéuticos, educativos y recreativos y que cada año que van cumpliendo como institución plantan diferentes especies. También se han extendido en estas acciones llevando la onda verde al barrio Cambalache donde tiene su sede Solidagro, que también suma su aporte a este trabajo y donde ellos funcionan, han desarrollado una huerta de donde cosechan sus propias verduras.

“Nuestro objetivo es orientarlos para la vida adulta que tendrán, y que ellos conozcan los beneficios que les aportará tener un árbol en su patio, por ejemplo, es muy importante, porque es hasta liberador saber que ellos pueden ser responsables de lo que en un momento generaron, como algo tan fundamental como es dar vida”, señaló Leiva.

Un ejemplo más que demuestra el poder multiplicador que puede tener una pequeña idea, que al igual que una semilla, va transformándose desde distintos ámbitos, en buenas acciones que fortalecen lazos y valores, y en esto quien mejor que quienes observan el mundo de manera diferente. Una lección que cualquiera puede aprender. Un agradecimiento especial personas e instituciones que desinteresada y generosamente, han donado especies arbóreas para que san plantadas junto con las ya adquiridas por la municipalidad, en algún punto de la ciudad.


0 Comentarios
Publicado el 04/06/18


Radio WEB